Representantes en reunión multisectorial en el Recinto de Ciencias Médicas dicen “no más política partidista en este recinto”

SAN JUAN, PR - 30 agosto 2018

La Asociación Puertorriqueña de Profesores Universitarios (APPU), la Hermandad de Empleados Exentos No Docentes (HEEND), el Sindicato de Trabajadores de la UPR y el Consejo General de Estudiantes del RCM (CGE) cursaron una carta al Presidente de la UPR, Jorge Haddock Acevedo, y al Presidente de la Junta de Gobierno Walter Alomar Jiménez, solicitándole en conjunto que actúen sobre 9 asuntos prioritarios que afectan el entorno académico y laboral en el Recinto de Ciencias Médicas. Los acuerdos surgen en una reunión celebrada el 22 de agosto de 2018, con una asistencia sin precedentes de más de 500 empleados docentes, no docentes y estudiantes del Recinto de Ciencias Médicas (RCM).

Los representantes de estos sectores reclaman justicia, estableció Ada Mildred Alemán, presidenta del Capitulo de APPU en Ciencias Médicas. “Se están cancelando plazas, reduciendo beneficios adquiridos, negando ascensos en rango, y no se rinde cuentas sobre cómo se efectúa la distribución de la porción de los fondos de investigación que las agencias asignan para gastos de infraestructura y otros (llamados fondos indirectos).  Mientras esto ocurre, trasciende públicamente el mal uso de fondos para contratar por razones político partidistas a personas externas al recinto y a la academia”, prosiguió la representante de la APPU.

“Exigimos que se aumente el fondo de becas para asegurar el acceso a la educación universitaria a la población puertorriqueña”, mencionó la Srta. Nancy R. Cardona, presidenta del Consejo General de Estudiantes del RCM.  Este tema fue uno de los que el Licenciado Alomar utilizó para justificar el alza de matrícula y cuotas.  El sector estudiantil también solicita que la Junta de Gobierno lleve a cabo un estudio sobre el endeudamiento de los estudiantes graduados y sub-graduados a consecuencia del aumento de matrícula proyectado en los próximos cuatro años.

La profesora Alemán fue enfática en solicitar que cualquier proceso de consolidación académico-administrativo, garantice la participación real y efectiva de los directores de programas y de los constituyentes representados por las organizaciones a las que pertenecemos.  Aún más, denunció el proceso deliberado de achicar a la UPR a costa del acceso a una educación pública para todo el país comenzó con la congelación de las plazas de los empleados jubilados del Recinto de Ciencias Médicas.

En esa misma línea, la Sra. Zoraida Landrua representante de la (HEEND), estableció que la UPR debe cumplir con su obligación patronal con el plan de retiro pagando los plazos adeudados al fideicomiso del sistema de retiro. Los participantes del retiro hemos efectuados estrategias y ajustes para mantener la salud fiscal de nuestro retiro.  Nuestro retiro no está comprometido en la situación de PROMESA y la administración de la UPR tiene que cumplir con su compromiso fiduciario.  También hemos estado reclamando que se reestablezcan las exenciones de matrículas a estudiantes y empleados según esta acordado en nuestro convenio.

Finalmente, los representantes en conjunto establecieron un reclamo a que se cancelen todos los contratos de confianza afiliados a la Rectoría del Recinto de Ciencias Médicas. Ellos justifican su reclamo sobre la base de las irregularidades denunciadas en la prensa, las cuantías de estos contratos y en las “credenciales” político partidistas mientras no se reemplazan los empleados que se van y se niegan derechos adquiridos alegando que no hay dinero.  En unísono, le solicitaron al Presidente entrante que inicie una fase de transparencia y de evaluación del desempeño de los directivos en la UPR y viabilice que las nominaciones y elecciones de rectores/as de los recintos surjan en los propios recintos.

APPU Informa – desde Ciencias Médicas

Agosto 2018

El miércoles 22 de agosto de 2018 se celebró una reunión de estudiantes y empleados docentes y no docentes del Recinto de Ciencias Médicas, que fue convocada por la Asociación Puertorriqueña de Profesores Universitarios (APPU), la Hermandad de Empleados Exentos No Docentes (HEEND), el Sindicato de Trabajadores (ST) y el Consejo General de Estudiantes del Recinto de Ciencias Médicas (CGE-RCM).  A la convocatoria se unió la Asociación de Gerenciales.

Luego de analizar el impacto de los recortes en el acceso a la educación universitaria y el empeoramiento de las condiciones laborales, los más de 500 participantes resolvieron unir esfuerzos para revertir el efecto negativo de estos recortes. Como primera acción se acordó solicitar a la Junta de Gobierno y al Presidente de la Universidad de Puerto Rico lo siguiente:

  1. Que aumente y active el fondo de becas para asegurar el acceso a la educación universitaria a la población puertorriqueña.

  2. Que se mantengan y ocupen las plazas de los empleados que se han ido del Recinto de Ciencias Médicas, ya sea por retiro o renuncia

  3. Que la UPR cumpla con su obligación patronal con el plan de retiro de beneficios definidos pagando los plazos adeudados al Fideicomiso del Sistema de Retiro de la UPR la cantidad de $18.7 millones correspondiente a los años 2016-2017 y 2017-2018; y aportando la asignación presupuestaria que le corresponde para este año fiscal la cual es $83.9 millones y no $76 millones como figura en el presupuesto aprobado de la UPR para el 2018-2019.

  4. Que en el proceso de consolidación académico-administrativo, se garantice la participación real y efectiva de los directores de programas y de los constituyentes representados por las organizaciones laborales y estudiantiles a las que pertenecemos.

  5. Que se reestablezcan las exenciones de matrículas a estudiantes y empleados.

  6. Que las nominaciones y elección de los rectores en propiedad surjan del propio recinto.

También acordaron continuar el dialogo entre las organizaciones para dar seguimiento a los asuntos allí discutidos.

Felicitamos a los estudiantes y trabajadores de Ciencias Médicas por el éxito de su actividad.

Unidos logramos más para Puerto Rico y para la UPR.   



Denuncian potencial eliminación de cientos de programas académicos de la UPR

Por Primerahora.com   08/22/2018 |08:25 a.m.

La APPU asegura que sometió una propuesta donde se presenta un proyecto ordenado, atemperado a las disposiciones reglamentarias vigentes y dirigido a sostener la viabilidad de cada programa. (Archivo) 

El recorte afectaría los 11 recintos.

La Asociación Puertorriqueña de Profesores Universitarios (APPU) criticó ante el Vicepresidente de la Universidad de Puerto Rico, Dr. Ubaldo M. Córdova, la posible eliminación de cientos de programas académicos en los 11 recintos de la Universidad de Puerto Rico, se informó mediante comunicado de prensa.

La eliminación de programas se está tomando, según APPU, por criterios “estrechos y unilaterales” del Plan Fiscal de Universidad de Puerto Rico (UPR) y en el Plan Fiscal aprobado por la Junta de Supervisión Fiscal.

Lea la noticia completa aquí

APPU alerta sobre la eliminación de cientos de Programas Académicos en los once recintos

(Río Piedras, PR –  20 de agosto de 2018)   En el día de hoy la Asociación Puertorriqueña de Profesores Universitarios (APPU) presentó ante el Vicepresidente de la Universidad de Puerto Rico, Dr. Ubaldo M. Córdova, su preocupación ante la posible eliminación  de cientos de programas académicos en los once (11) recintos de la Universidad de Puerto Rico, a la vez que denunció como “estrechos y unilaterales” los criterios bajo los cuales se podría estar tomando esta decisión.

Para la APPU,  los criterios esgrimidos en el Plan Fiscal de Universidad de Puerto Rico (UPR) y  en el Plan Fiscal aprobado por la Junta de Supervisión Fiscal, quedan limitados a las tasas de graduación y de retención, los cuales no son los únicos predictores de un buen programa académico. La organización de Profesores Universitarios señaló la pertinencia  de evaluar la demanda por los programas, a la vez que se debe considerar la necesidad que tiene el país de generar profesionales en estas áreas y la empleabilidad de los programas, entre otros criterios,  para tomar la decisión final sobre los mismos. 

Para el gremio de profesores universitarios también constituye un asunto de gran importancia el número de profesores que podrían ser desplazados a otros recintos o  quedar sin empleo con el cierre de estos programas. Sobretodo, porque la certificación vigente para atender esta situación, Certificación 47,  no cumple con las disposiciones reglamentarias que protegen el empleo en la UPR y se podría estar estableciendo en el presente un trato discriminatorio con la facultad de Universidad de Puerto Rico en Utuado, centro donde ya se han comenzado a implantar las medidas contenidas en los planes fiscales aprobados.

La acción de los profesores universitarios agrupados en la APPU no se quedó limitada a la denuncia de la situación. La misma fue acompañada de una propuesta donde se presenta un proyecto ordenado, atemperado a las disposiciones reglamentarias vigentes y que está dirigido a sostener la viabilidad de cada programa, a la vez que atiende  la posible reducción de tareas, salario y empleo docente que podría causar el cierre de programas  y la consolidación académica y administrativa que está contenida en los planes fiscales aprobados.

En el Plan que le fuera presentado al Dr. Ubaldo  M. Córdova,  se consigna la disponibilidad de la Asociación Puertorriqueña de Profesores Universitarios (APPU) de mantener abiertos los canales de comunicación,  para el logro de un acuerdo satisfactorio para todas las partes como mecanismo indispensable para atender  los procesos que ya se están desarrollando.